Los laberintos son un reto para cualquiera que se lo proponga. Laberintos pirata para niños es un juego en el que tendrás que moverte a través de infinidad de laberintos que se irán complicando por momentos. Lo primero que tendrás que hacer es elegir a uno de los piratas: Poppy, Choko, Phil, Shaggy y Captain Koo y a continuación, resolver el rompecabezas del personaje. Cuando hayas terminado, tendrás que pasar a través de los laberintos hasta que el pirata llegue al tesoro. Como cualquier reto de laberintos, este juego engancha, pero lo cierto es que al cabo de un rato pierde interés: el ejercicio siempre es el mismo, así que hay muchas posibilidades de que los niños terminen aburriéndose. La banda sonora está bien hecha y ambientada. Los anuncios son muy molestos e interrumpen el juego a menudo.